Inicio Historias de servicio Un patio sensorial despierta las habilidades de los niños

Un patio sensorial despierta las habilidades de los niños

Cassandra Rotolo Enero 15, 2018
Nebraska
USA

Los desafíos a los que se enfrentan los padres de un niño con necesidades especiales son significativos. Desde una falta de apoyo hasta problemas en la escuela y aprender a lidiar con el comportamiento de su hijo o hija, esta responsabilidad de todo el tiempo, a menudo deja a los padres sintiéndose exhaustos y solos. Además de eso, a menudo debe lidiar con la falta de amabilidad de otras personas cuando se atreven a salir en público con sus hijos.

Pero ahora, gracias a la León Mary Robinson, un pasillo del edificio administrativo de las escuelas públicas de Fremont, en Nebraska se ha transformado en un oasis para niños con necesidades especiales.

El patio sensorial es un área dedicada a involucrar a los cinco sentidos. Con una casa de hobbits, un jardín de fósiles, un columpio en un árbol e incluso un salón « Snoezelen, » el patio sensorial es un santuario para niños con una variedad de necesidades especiales los cuales si no tuvieran esto, no podrían explorar su mundo con seguridad y cómodamente.
 

El poder del espíritu humano

La León Mary le enseña a estudiantes ciegos y con discapacidades de la vista en las escuelas públicas de Fremont. Se le ocurrió la idea del patio después de enterarse de que un niño que era ciego había avanzado mucho cuando empezó a practicar la jardinería con su mamá.

Robinson trabajó con su club de Leones John C. Fremont, con clubes colindantes, organizaciones sin fines de lucro locales, artistas, arquitectos y la junta escolar para hacer de ese sueño una realidad. La Fundación Lions Clubs International  (LCIF) también ayudó a hacer de este sueño una realidad al otorgar una subvención de 75.000 dólares a los Leones del Distrito 380 para el patio sensorial.

Los niños, jóvenes adultos y  sus familias disfrutan de experiencias directas en el patio. Las columnas de basalto destacan las propiedades visuales, táctiles y auditivas del agua que fluye. Las luces y las reflexiones danzantes alivian el espíritu. Mientras la luz natural se filtra por el techo de cristal, las familias se reúnen en la mesa sensorial para aprender y jugar juntos mientras escuchan el repique de los móviles de campanillas.

“Me encanta llevar a mi hijo al patio sensorial y ver su cara iluminarse con cada nueva sensación y elemento sensorial”, dijo Miranda Long de Fremont. “Al mirar por todo el patio pude ver las sonrisas de niños y padres. Es una experiencia bella”.
 

Un nuevo despertar

El patio fomenta la exploración de nuevas texturas, promueve las actitudes positivas y la inclusión y enriquece el desarrollo educativo y las habilidades motrices. También crea concienciación sobre las necesidades especiales en la comunidad—desde la discapacidad visual y las limitaciones de la movilidad hasta la autoprotección táctil.

Encontrarán salones Snoezelen en el patio, los cuales son entornos relajantes, multisensoriales beneficiosos para niños con autismo, con problemas de conducta, con discapacidades visuales e incluso para adultos mayores con discapacidades cognitivas. El salón reduce la ansiedad, fomenta las reacciones y la comunicación. Las luces, los sonidos, las texturas y los olores se pueden usar para calmar la agitación o incitar a la exploración.

Me encanta llevar a mi hijo al patio sensorial y ver su cara iluminarse con cada nueva sensación y elemento sensorial.

“Cuando le dan a uno una diagnosis de autismo, de retraso del desarrollo o algo que pone a su hijo en la categoría de necesidades especiales, uno se abruma rápidamente con todas las cosas que los médicos, los familiares, las amistades y la sociedad le dicen que no pueden hacer. Usted tiene conversaciones repetidas veces sobre las áreas de desarrollo donde su hijo no está a la par con sus iguales. “ Quería hacer todo lo que pudiera por mis hijos. El patio sensorial nos ofrece una divertida experiencia familiar, libre de juicios sobre las habilidades que mis hijos no tienen. No hay muchas situaciones en nuestra comunidad en las que podemos experimentar cosas juntos como familia”. 
 

Desde la autoprotección táctil hasta llegar a estar listo para el preescolar

Ayden Crom, de 3 años de edad se ha beneficiado del patio sensorial. Tiene una reacción autodefensiva hacia lo táctil, lo cual quiere decir que su cuerpo interpreta la sensación del tacto con temor, dolor o malestar. Al principio Ayden no podía participar en muchas de las experiencias del patio.  Pero sus maestras persistieron y lo llevaron con regularidad durante las siguientes semanas.

Explora el jardín de fósiles sin miedo y presiona los pies contra el fondo blando del agujero de barro. Está poniéndose al día y haciendo las cosas que le corresponde según su edad y ahora está listo para el prescolar.

Solo unos meses antes de que se inaugurara el patio, se detuvo totalmente la labor de construcción cuando la León María recibió una diagnosis devastadora. Lo que ella había ignorado como simple fatiga era de hecho leucemia mieloide aguda (AML). Armada con una actitud increíblemente positiva, el apoyo de su familia y su comunidad y su incapacidad para darse por vencida, Robinson luchó por su vida. Su tratamiento fue agresivo, lo cual a veces tuvo como consecuencia que ella se sintiera muy enferma. Pero siguió sonriendo a través de todo eso.

La inauguración del patio sensorial se pospuso mientras Robinson recibía su tratamiento. Pero después de varios tratamientos de quimioterapia, se vio libre de cáncer, y se inauguró el patio con una reacción muy favorable.

Ahora la León Mary sueña con expandir el patio e incluir aún más experiencias sensoriales directas, como poder acampar ahí, añadir más arte, actividades en las que haya que saborear, o áreas de exploración STEM (ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas).

La León Mary—y millones de otros Leones del mundo—están cambiando vidas para mejor, todos los días…cambiando a las personas de una en una. Estos voluntarios compasivos y dedicados son la prueba viviente de que la bondad verdaderamente importa. 

Infórmese más sobre la misión de la Fundación Lions Clubs International a través de la Campaña 100: LCIF Impulsando el servicio, lo cual hace posible que ocurran cosas como las descritas aquí por medio de nuestras subvenciones.

Haga clic en el botón de Descargar libro electrónico que aparece abajo para informarse más acerca de cómo el patio sensorial está cambiando vidas, cómo el proyecto ha sido una obra de amor…y mucho más.
 

Descargar libro electrónico
 


Cassandra Rotolo es especialista en comunicaciones de mercadotecnia para la Fundación  Lions Clubs International.

LION Magazine

Las historias más fabulosas del planeta.

Todos los meses, la revista LION publica historias conmovedoras sobre el impacto que los Leones estamos teniendo en las comunidades locales y en todo el mundo.

Leer el último número